Unión Patriótica de Cuba
Languages

Humo importado y biombos de bagazo

Publicado el domingo, 04.15.12

Humo importado y biombos de bagazo
Raúl Rivero

El régimen cubano, sus expertos en mecanismos de extravíos y
entretenimiento, los embarajes y rejuegos de la llamada alta política y
las agendas privadas de personajes extranjeros de diferentes signos
políticos, son algunos de los componentes que se mezclan y trabajan en
avenencia para tratar de que la realidad de la vida en el país y la
labor de la oposición pacífica pasen siempre a un segundo plano y no
encuentren resonancias permanentes en los medios de prensa.

No se habla, desde luego, de reacciones puntuales y respuesta precisas.
Es una atmósfera desbordada que se propone saturar el asunto cubano para
que quede oculta o sepultada la verdad de la vida cotidiana de las
franjas de la sociedad que se enfrentan al sistema y reclaman cambios
definitivos.

Con esa labor de dispersión abundante y heterogénea, fruto de muchas
extrañas coincidencias, el gobierno de la isla y sus aliados naturales
en el exterior quieren conseguir, por ejemplo, que el ataque de rabia
del presidente ecuatoriano Rafael Correa porque la dictadura no pueda
representar a Cuba en la VI Cumbre de las Américas en Cartagena, deje en
el olvido el regreso a la cárcel del líder opositor José Daniel Ferrer
después de un asalto –el dos de abril– a su casa de Palma Soriano.

Durante el violento episodio lo golpearon tanto a él como a su esposa,
la Dama de Blanco Belkis Cantillo.

Refugiados en un escándalo por las opiniones de un socotroco visceral o
de un miserable con las bases llenas, pretenden que no se hable del
desamparo legal de la familia del joven Andrés Carrión Álvarez, que está
también en un calabozo de la zona oriental, por gritar Abajo el
comunismo poco antes del inicio de una misa que ofició el Papa Benedicto
XVI en el santuario del Cobre.

En ese rumbo va también el anuncio –gastado por los años y el abuso– de
que en los próximos meses se hará una reforma migratoria radical y
profunda. Lo acaba de decir Ricardo Alarcón en La Habana, a unos
kilómetros de Manto Negro, una prisión en la que está encerrada la
activista Sonia Garro. Y a corta distancia también del Combinado del
Este, donde está en una celda su esposo Ramón Alejandro Muñoz.

Con el olor del incienso todavía en las pistas de los aeropuertos por la
visita del Sumo Pontífice, se recibió con emociones más sosegadas al
presunto pecador y seguro ateo Nguyen Phu Trong, secretario general del
Partido Comunista de Viet Nam. No se sabe nada de las conversaciones
oficiales, pero para elevar el clima de niebla y triunfalismo se informó
que el viajero había dejado una donación de cinco mil toneladas de
arroz. Algo así como media libra para cada cubano.

No hay un minuto de tregua en esa ofensiva que busca recubrir la dureza
de la calle, la intensidad de la represión y la voluntad de la gente que
trabaja sin tener en cuenta el humo ni el bagazo.

http://www.elnuevoherald.com/2012/04/15/1177883/raul-rivero-humo-importado-y-biombos.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *